IAPG ENCABEZADOPAN AMERICAN ENERGY (CABECERA
WEGTGN
SECCO ENCABEZADOALEPH ENERGY ENCABEZADO
PRELASTKNIGHT PIÉSOLD ENCABEZADO
SACDE ENCABEZADOINFA ENCABEZADO
RUCAPANELMETSO CABECERA
Induser ENCABEZADOSAXUM ENGINEERED SOLUTIONS ENCABEZADO
GSB CABECERA ROTATIVOFERMA ENCABEZADO
METROGAS monoxidoMilicic ENCABEZADO
PIPE GROUP ENCABEZADGRUPO LEIVA
cgc encabezadoGenneia ENCABEZADO
BANCO SC ENCABEZADOPWC ENCABEZADO ENER
WICHI TOLEDO ENCABEZADOJMB Ingenieria Ambiental - R
WIRING ENCABEZADOCRISTIAN COACH ENCABEZADOCINTER ENCABEZADO
EVENTO LITIO ENCABEZADOBANCO SJ ENCABEZADONATURGY (GAS NATURAL FENOSA) encabezado
OMBU CONFECATSERVICIOS VIALES ENCABEZADO ENER
ESCENARIO
UNCTAD: La deuda que amenaza la prosperidad mundial
MINING PRESS/ ENERNEWS

La deuda pública mundial se multiplica a un ritmo que supera ampliamente el crecimiento del PBI

 

16/08/2023
Documentos especiales Mining Press y Enernews
UNCTAD: A WORLD OF DEBT

ANAHÍ ABELEDO 

La deuda pública puede ser vital para el desarrollo o una pesada carga si crece demasiado rápido, esto es lo que está sucediendo hoy en todo el mundo en desarrollo. La deuda pública ha alcanzado niveles colosales, en gran parte debido a dos factores. Hoy, 3300 millones de personas viven en países que gastan más en pagos de intereses que en educación o salud. La deuda pública mundial se ha multiplicado por más de cinco desde el año 2000, superando claramente al PIB mundial, que se triplicó en el mismo período.

Las necesidades de financiación se dispararon con los esfuerzos de los países para evitar el impacto de las crisis en cascada en el desarrollo. Estos incluyen la pandemia de COVID-19, la crisis del costo de vida y el cambio climático. El tema es analizado en detalle por la UNCTAD en su informe "Unctad: Un mundo de deuda, a growing burden to global prosperity".

Una arquitectura financiera internacional desigual hace que el acceso de los países en desarrollo al financiamiento sea inadecuado y costoso.

La deuda se ha estado traduciendo en una carga sustancial para los países en desarrollo debido al acceso limitado a la financiación, el aumento de los costos de endeudamiento, las devaluaciones de la moneda y el lento crecimiento. 

Estos factores comprometen su capacidad para reaccionar ante emergencias, abordar el cambio climático e invertir en su gente y su futuro.

DEUDA PÚBLICA MUNDIAL A NIVELES SIN PRECEDENTES
La deuda pública en todo el mundo ha ido en aumento durante las últimas décadas. Las crisis en cascada de los últimos años desencadenaron una fuerte aceleración de esta tendencia. Como resultado, la deuda pública mundial se ha multiplicado por más de cinco desde el año 2000, superando claramente al PIB mundial, que se triplicó en el mismo período.

En 2022, la deuda pública mundial, que comprende la deuda interna y externa del gobierno general, alcanzó un récord de 92 billones de dólares. Los países en desarrollo deben casi el 30% del total, del cual aproximadamente el 70% es atribuible a China, India y Brasil.

Sin embargo, la deuda pública ha aumentado más rápidamente en los países en desarrollo que en los países desarrollados durante la última década por las necesidades de financiamiento para el desarrollo, exacerbadas por el COVID-19, la crisis del costo de vida y el cambio climático, y por fuentes alternativas limitadas de financiamiento.

En consecuencia, el número de países que enfrentan altos niveles de deuda ha aumentado de solo 22  en 2011 a 59 en 2022.

LA ARQUITECTURA FINANCIERA INTERNACIONAL Y LOS ACREEDORES PRIVADOS
La carga de la deuda sobre el desarrollo se ve intensificada por un sistema que restringe el acceso de los países en desarrollo a la financiación. Los préstamos de acreedores extranjeros aumentan la exposición a shocks externos. 

La deuda pública total de los países en desarrollo aumentó del 35% del PIB en 2010 al 60% en 2021. De manera similar, la deuda pública externa, la parte de la deuda de un gobierno con los acreedores extranjeros, aumentó del 19% del PIB al 29% del PIB en 2021 .

La comparación de los niveles de deuda con la capacidad de los países en desarrollo para generar divisas a través de las exportaciones muestra que su capacidad para generar suficientes ingresos para pagar sus obligaciones de deuda externa también se ha ido deteriorando. 

La participación de la deuda pública externa en las exportaciones aumentó del 71 % en 2010 al 112 % en 2021. Durante el mismo período, el servicio de la deuda pública externa como proporción de las exportaciones aumentó del 3,9 % al 7,4 %.

Cuando las condiciones financieras globales cambian o los inversionistas internacionales se vuelven más reacios al riesgo, los costos de endeudamiento pueden dispararse repentinamente. De manera similar, cuando la moneda de un país se devalúa, los pagos de la deuda en moneda extranjera pueden dispararse, dejando menos dinero para gastos de desarrollo.  

Los acreedores privados, como los tenedores de bonos, los bancos y otros prestamistas, ofrecen financiamiento en condiciones comerciales. 

En los últimos diez años, la porción de la deuda pública externa con acreedores privados ha aumentado en todas las regiones y representa el 62 % de la deuda pública externa total de los países en desarrollo en 2021.

La proporción cada vez mayor de deuda pública contraída con acreedores privados presenta dos desafíos. En primer lugar, los préstamos de fuentes privadas son más caros que la financiación concesional de fuentes multilaterales y bilaterales. 

En segundo lugar, la creciente complejidad de la base de acreedores hace que sea más difícil completar con éxito una reestructuración de la deuda cuando sea necesario. Los retrasos y las incertidumbres aumentan los costos de resolver las crisis de la deuda.

LOS QUE MÁS PAGAN Y EL DILEMA DEL DESARROLLO
Los países de África se endeudan en promedio a tasas que son cuatro veces más altas que las de los Estados Unidos e incluso ocho veces más altas que las de Alemania

Los altos costos de endeudamiento dificultan que los países en desarrollo financien inversiones importantes, lo que a su vez socava aún más la sostenibilidad de la deuda y el progreso hacia el desarrollo sostenible.

Las tendencias de la deuda de los países en desarrollo han causado un rápido aumento en los pagos totales de intereses públicos en relación con el tamaño de sus economías y los ingresos del gobierno. 

En la actualidad, la mitad de los países en desarrollo dedican más del 1,5 % de su PIB y el 6,9 % de sus ingresos públicos al pago de intereses, un fuerte aumento durante la última década.

El aumento de los pagos de intereses es un problema generalizado. El número de países donde el gasto por intereses representa el 10% o más de los ingresos públicos aumentó de 29 en 2010 a 55 en 2020.

En África, la cantidad que se gasta en pagos de intereses es mayor que la que se gasta en educación o salud. Los países en desarrollo de Asia y Oceanía (excluida China) están asignando más fondos al pago de intereses que a la salud. 

De manera similar, en América Latina y el Caribe, los países en desarrollo están dedicando más dinero al pago de intereses que a la inversión. En todo el mundo, el aumento de la carga de la deuda impide que los países inviertan en el desarrollo sostenible.

Un número cada vez mayor de países se encuentran atrapados en una situación en la que tanto su desarrollo como su capacidad para gestionar la deuda se ven comprometidos. 

Actualmente, al menos 19 países en desarrollo gastan más en intereses que en educación y 45 gastan más en intereses que en salud. 

En total, 48 países albergan a 3.300 millones de personas, cuyas vidas se ven directamente afectadas por la falta de inversión en educación o salud debido a la gran carga del pago de intereses.

LO QUE DEBE CAMBIAR
Las Naciones Unidas tienen una hoja de ruta de acciones multilaterales para hacer frente a la carga de la deuda mundial y lograr el desarrollo sostenible. La hoja de ruta se establece en el resumen de políticas de nuestra agenda común sobre las reformas de la arquitectura financiera internacional y el estímulo de los ODS, que se centra en tres áreas de acción:

+1- Abordar el alto costo de la deuda y los crecientes riesgos de sobreendeudamiento,

+ 2 - Aumentar masivamente la financiación asequible a largo plazo para el desarrollo, y expandir el financiamiento de contingencia a los países que lo necesitan.

+ 3- La implementación de estas acciones es crucial para liberar los recursos necesarios para construir un mundo más próspero, inclusivo y sostenible.

 


Vuelva a HOME


*La información y las opiniones aquí publicados no reflejan necesariamente la línea editorial de Mining Press y EnerNews

KNIGHT PIESOLD DERECHA NOTA GIF 300
Lo más leído
PAN AMERICAN ENERGY (JUNIO)
TODO VACA MUERTA
PODER DE CHINA
NOTA EN MÁS LEIDAS GIF
VENEZUELA
;