IAPG ENCABEZADOPAN AMERICAN ENERGY (CABECERA
WEGTGN
SECCO ENCABEZADOALEPH ENERGY ENCABEZADO
PRELASTKNIGHT PIÉSOLD ENCABEZADO
SACDE ENCABEZADOINFA ENCABEZADO
RUCAPANELMETSO CABECERA
Induser ENCABEZADOSAXUM ENGINEERED SOLUTIONS ENCABEZADO
GSB CABECERA ROTATIVOFERMA ENCABEZADO
METROGAS monoxidoMilicic ENCABEZADO
PIPE GROUP ENCABEZADGRUPO LEIVA
cgc encabezadoGenneia ENCABEZADO
PWC ENCABEZADO ENER
WIRING ENCABEZADOWICHI TOLEDO ENCABEZADO
CRISTIAN COACH ENCABEZADOCINTER ENCABEZADO
NATURGY (GAS NATURAL FENOSA) encabezado
OMBU CONFECATSERVICIOS VIALES ENCABEZADO ENER
Objetivos de la nueva ley
REDUCCIÓN DEL IVA PARA FERTILIZANTES
04/08/2005
Objetivos de la nueva ley

REDUCCIÓN DEL IVA PARA FERTILIZANTES

Los Andes, Mendoza
Diario Los Andes
Reducción del IVA para fertilizantes

En la Cámara de Senadores de la Nación aprobamos un proyecto de ley que rebaja del 21 al 10,5 por ciento el impuesto al valor agregado (IVA) para los fertilizantes de origen químico.

Esta ley posibilitará una mejora importante en los costos para los productores agropecuarios mendocinos favoreciendo la rentabilidad de sus producciones y facilitando la incorporación de tecnología al agro.

La ley aprobada

El objetivo de la norma es que los costos de los fertilizantes no se trasladen a la producción y, consecuentemente, al producto final del campo.

En la Argentina, el uso de fertilizantes creció exponencialmente de la mano de las mayores cosechas y la innovación tecnológica. No obstante, en los últimos años los fertilizantes de mayor aplicación sufrieron fuertes subas de precios.

La reducción del IVA del 21% al 10,5% en fertilizantes para toda la cadena de comercialización fue reclamada por numerosas agrupaciones de productores como alternativa para bajar los costos de producción y compensar la carga impositiva que representan las retenciones a las exportaciones.

En Mendoza, en los foros de competitividad realizados con los horticultores locales, uno de los principales reclamos planteados fue precisamente el alto costo de los insumos con precios dolarizados.



La devaluación

A partir de la devaluación de principios de 2002, se produjo un cambio importante en las reglas de juego.

Los cambios en los precios relativos de insumos y productos tuvieron un fuerte impacto para los productores agropecuarios. Agregándose éstos a los clásicos determinantes del riesgo e incertidumbre en la toma de decisiones por parte de los productores: escenarios climáticos y sanitarios o evolución de los precios de los productos a futuro.

Asimismo la devaluación generó un efecto diferencial sobre el precio de los productos agropecuarios, dependiendo del destino comercial de los mismos.

Por ejemplo, los productores de ajo y las bodegas (grandes y pequeñas) elaboradoras de vino con calidad de exportación tienen hoy ingresos en dólares. Por el contrario, los elaboradores de vino para el mercado interno y los productores de frutas y hortalizas que, en general, están ligados al consumo doméstico, tuvieron aumentos mucho menos significativos de precios.

Esto amplió sustancialmente la brecha de rentabilidad según el tipo de producto.



Los fertilizantes

Por el lado de los costos, los valores de los agroquímicos (fertilizantes, herbicidas, insecticidas, fungicidas) y de las semillas se cotizan en dólares.

Entonces, la devaluación generó una brecha entre los exportadores con ingresos en dólares y los productores orientados al consumo interno con ingresos en pesos, ya que todos pagan el precio de los fertilizantes en dólares (el 70% de estos son importados y el restante se produce localmente, pero sus precios también están dolarizados). El resultado fue, por un lado, pérdida de rentabilidad para los productores con ingresos en pesos y, por otro, un desincentivo para el uso de fertilizantes por su alto costo.

Este desincentivo es un problema importante ya que el uso de fertilizantes es uno de los mayores responsables del mejoramiento de la productividad del agro. El uso de fertilizantes en la agricultura argentina se incrementó casi ocho veces en los últimos 15 años. Hoy alcanza 1,6 millón de toneladas anuales. Pero ese uso es relativamente bajo cuando se lo compara con el de países europeos, que utilizan hasta 40 veces más fertilizantes por hectárea.

El Congreso de la Nación, a través de la reducción de la carga impositiva de fertilizantes, ha encontrado una herramienta concreta y eficaz para reducir el problema de los costos internos y lograr una agroindustria más competitiva a nivel internacional.

Beneficios

El Estado puede y debe apoyar la incorporación de valor agregado a la producción mediante el uso de tecnología. Cuando esta ley entre en vigencia, las empresas productoras de fertilizantes podrán reducir los precios al trasladar el menor costo financiero de la alícuota reducida del IVA al precio final.

La reducción en la carga impositiva en el uso de fertilizantes que genera esta ley es una solución prudente para continuar impulsando la competitividad del campo ya que los productores podrán acceder más fácilmente a los fertilizantes, aumentar sus rindes y mejorar sus ingresos.

Además esta norma aprobada por el Senado de la Nación reduce la inequidad entre los distintos productores, beneficiando especialmente a los pequeños productores rurales.

Vuelva a HOME

;